Clinique Stay True Makeup Oil Free







Valoración:



Ventajas: No lleva aceite, unifica el tono, buen aspecto


Desventajas: Frasco, salen brillos


He comprado este maquillaje después de haber leído una opinión aquí acerca de él. No soy una persona de usar maquillajes porque me encuentro incómoda con ellos. Mi piel no respira, me salen más brillos y más granos. Tenía uno de la marca Roc comprado en farmacia que es el que usaba en las ocasiones especiales. Para el día a día tengo una crema seboreguladora con color. No es una crema que tape las imperfecciones pero me daba justo ese tonito que me hacía falta ya que tengo la piel muy blanca. Por eso, cuando leí la opinión de nuestra compañera m_i_r_e en la que nos comentaba que se trataba de un maquillaje para pieles grasas y mixtas no lo dude dos veces y en cuanto tuve la ocasión me lo compré.




Stay-True Makeup Oil-Free Formula
-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-


Este maquillaje no tiene aceite por eso es perfecto para las pieles grasas y mixtas. Además tiene un efecto talco, es decir que absorbe el exceso de sebo evitando la aparición de los brillos. Supuestamente no es necesario echar polvos encima del maquillaje ya que tiene un acabado mate y aterciopelado, como si ya nos hubiéramos echado polvos. Digo supuestamente porque eso dependerá de lo grasa que es vuestra piel. Cuanto más grasa menos durará el maquillaje.


Este maquillaje también está pensado para pieles sensibles ya que es 100% hipoalergénico, está dermatológicamente probado y no tiene perfume. Tengo la piel muy sensible y en este aspecto el maquillaje cumple su promesa.




Cantidad y precio
-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-


Lo compré en las Perfumerías IF en el mes de octubre por 25,20 euros. Hasta hace poco se podía comprar en strawberry por 22 euros pero ya no está. En otra perfumería lo he visto por 29 euros. Contiene 30 ml de maquillaje.


Una de las cosas que no me gusta de este maquillaje es que venga en un frasco de cristal. La apertura es demasiado pequeña para meter ni siquiera un dedo. Hay que darle la vuelta al frasco y darle golpes para que salga. Lo veo súper incómodo. No sé como siguen con este tipo de envases teniendo otras gamas que si vienen en tubos de plástico.


El color que uso es el numero 4, ideal para pieles blancas ya que aporta un tono amelocotonado.




Textura
-.-.-.-.-.-.-.-


Menos mal que es bastante líquido y ligero lo que facilita que salga cuando lo ponemos boca abajo. No hace falta mucha cantidad, se extiende muy bien pero cuidado que seca muy rápido y hay que darse prisita sino se hace difícil extenderlo.




Aplicar el maquillaje
-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-


Existen varias maneras de aplicar el maquillaje. Se puede usar una esponja ligeramente humedecida, una brocha o con los dedos. Durante muchos años, he usado una esponja pero se desperdicia mucho producto así. La esponja absorbe gran parte del maquillaje. Ahora uso una brocha que compré en Mercadona por 3 euros si bien recuerdo.


Empiezo agitando el frasco. Luego me echo un poco en el dorso de la mano, entre el pulgar y el índice. Mojo la punta de la brocha en el maquillaje y empiezo extendiéndolo por la frente con movimientos horizontales. Voy cogiendo muy poca cantidad porque se extiende muy bien. Después, le toca a la nariz, le doy con la brocha de abajo hacia arriba, del interior de los ojos hacia fuera, de la nariz hacia las mejillas, de las orejas bajo al mentón y termino con la boca y el cuello. Una vez que he terminado lavo la brocha con agua y jabón, la seco y la dejo un rato al aire libre para que se termine de secar.




Imperfecciones
-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-


En mi caso, tengo rojeces, cuperosis (venitas rojas) y de vez en cuando algún granito. El maquillaje por si solo no disimula esos problemillas. Para ello antes de aplicarme el maquillaje uso un corrector de color verde. Ese color mata la rojeces de los granos y la cuperosis. El corrector que tengo, también lo compré en Mercadona y me salió muy bien de precio. Lo aplico en aquellas zonas con problemas y lo difumino con la mano. Una vez que me he aplicado el maquillaje, insisto de nuevo en esas zonas dando toquecitos con la brocha. El resultado es buenísimo os lo aseguro. Pero ya os digo el maquillaje por si solo no disimula las rojeces, aunque las atenúa bastante, sin embargo combinado con un corrector verde desaparecen. La mejor prueba la tuve en unas fotos que me hice en un cumpleaños y pude ver encantada como en las fotos no se notaban esas rojeces.




Resultados
-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-


El resultado me encanta. No se nota para nada el maquillaje. El color desde luego es acertado con mi tipo de piel. Cubre, matifica la piel. No se notan marcas entre la cara y el cuello, ni diferencia de color. Lo que hace es iluminar la cara, unificar el tono y darme un buen aspecto saludable, radiante. Queda completamente natural, no parece que llevo maquillaje. Esto es lo que más me gusta, ir maquillada y parecer que no. No soporto ver esas personas que usan un tono de color más oscuro y cuando las miras a la cara las ves el corte de maquillaje en las orejas y el cuello. Es horroroso.


Mi experiencia con este maquillaje es de invierno. No sé en verano qué tal se tolera y si con el sudor no aguanta y pesa en la cara. Lo que es ahora, si que noto que mi piel transpira. Con otros maquillajes, cuando llegaba a casa, era como si me pesará la cara y tenía una necesidad urgente de lavarme la cara para sentirme limpia y fresca. Con éste no me pasa.


Sin embargo, no es todo perfecto. Este maquillaje se vuelve polvo en la piel, por lo que en teoría no hace falta usar polvos. Bueno pues en mi caso, al cabo de dos horas ya noto los dichosos brillos en la nariz. Por lo que esa parte que promete de absorber la producción de sebo para evitar los brillos pues no la cumple. Aguanta más que otros maquillajes pero, vamos que dos horas es más bien poco cuando se supone que al menos debería aguantar 8 horas sin retocar. Por eso, llevo siempre en mi bolso una cajita de polvos sueltos y cuando voy al baño me empolvo la nariz como en las películas. Y es que es verdad que las mujeres nos tenemos que empolvar la nariz de tanto en tanto.


Por ese motivo, cada vez que uso el maquillaje, acto seguido me echo polvos y así aguanto muchas más horas antes de que empiecen a aparecer los brillos.


Otra cosa que no me gusta, es que las arrugitas que tengo debajo de los ojos se notan mucho más. No tengo más arrugas en el resto de la cara pero me da que este maquillaje no es adecuado para pieles maduras.




Puntos a su favor
-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-


- No lleva aceite, es hipoalergénico.
- Matifica, unifica el tono.
- Resultado uniforme, buen aspecto.
- Se extiende bien.
- Se usa poca cantidad.
- Cubre.




Puntos en su contra
-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-


- El frasco de cristal.
- No disimula del todo las imperfecciones (a no ser que se use primero un corrector).
- Salen brillos.
- Marca las arrugas.




Conclusión
-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-


No es mi maquillaje ideal, tampoco tengo tanta experiencia con otros para poder comparar. Recientemente, he empezado a interesarme por la materia y cuando acabe con éste, intentaré probar otra marca, no porque no me haya gustado sino porque quiero probar algo nuevo.


Este maquillaje lo veo ideal para pieles jóvenes con problemas de grasa y acné. Es una ayuda para mejorar el aspecto y tono de la piel pero necesita el apoyo de unos polvos porque por si solo no cumple con lo que promete de evitar los brillos.



1 comentarios. ¡Gracias por dejar tu huella!:

Maquillando on 19 de diciembre de 2010, 13:34 dijo...

Tiene muy buena pinta, pero lo del dosificador a mi tampoco me convence. Bs!!

Seguidores

 

MIS COSMETICOS Copyright © 2009 Cosmetic Girl Designed by Ipietoon | In Collaboration with FIFA
Girl Illustration Copyrighted to Dapino Colada